diumenge, 25 de maig de 2014

La transparencia de los think tanks en la guerra de las ideas

La misión esencial de los laboratorios de ideas ―los llamados think tanks― es la de influir la orientación de las políticas públicas. Originariamente, estas organizaciones nacieron con el propósito  de generar pensamiento científico y riguroso (las ‘universidades sin estudiantes’ eran la tipología paradigmática); pero en el contexto de la globalización evolucionaron hacía la promoción de intereses (dando lugar a la tipología de ‘centros militantes’). Esta mutación del cometido de los think tanks acentuó sus acciones de persuasión (políticas de comunicación agresivas, técnicas de relaciones públicas unidireccionales, lobismo, framing, agenda building, etc) provocando una nueva guerra ideológica  caracterizada por la voluntad de imponer las propias ideas y el beneficio particular.

En este contexto, es básico poder conocer la “personalidad” de los laboratorios de ideas y cuales son sus finalidades fundacionales. Un dato capital que permite indagar sobre esta cuestión  es la información de las personas o instituciones que financian los think tanks. Sin embargo, esta es una información de muy difícil acceso como lo demuestra un reciente estudio de Transparify, una organización financiada por el programa Think tank Fund de la Open Society Foundation, que muestra que el 80% de los laboratorios de ideas más influyentes del mundo no desvela quién los financia.



De los 169 think tanks analizados solo 21 facilitan públicamente toda la información necesaria (listado de todos los donantes, identificación de las cantidades  y el origen del financiamiento de proyectos concretos) para saber quién los financia. De una valoración máxima de cinco estrellas, el valor medio es de 2,2 estrellas.


El estudio refleja un panorama desolador en cuanto a la transparencia de los think tanks y a su legitimidad para actuar como líderes de opinión. En plena era de la información, la transparencia es un valor creciente que se convertirá en imprescindible a la hora de dar credibilidad a las propuestas de los laboratorios de ideas.  

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada